La Virgen del Rosario es considerada desde tiempo inmemorial Patrona de la ciudad de Hellín, probablemente desde el S. XIII, aunque no existe documentación que lo atestigüe. Fue en el año 1907 cuando se produjo el nombramiento oficial de Ntra. Sra. del Rosario como Patrona de Hellín.

Desde el Concilio Vaticano II, la festividad del Rosario se celebra el día 7 de octubre, aunque en esta tierra hellinera, su procesión se celebra el primer domingo de octubre, coincidiendo así con la Feria de la ciudad que se celebra en su honor.

Dada la devoción que hay hacia la Virgen del Rosario en Hellín, fue coronada canónicamente el 31 de mayo de 1955, estando la ceremonia presidida por el Obispo de la Diócesis de Albacete D. Arturo Tabera y Araoz, siendo el Delegado de S. S. Pío XII el Arzobispo de Valencia D. Marcelino Olaechea.

Durante los primeros veintitrés años de vida de la Real Cofradía de El Prendimiento de Nuestro Señor Jesucristo, este paso de misterio, tuvo establecida su sede canónica en el Santuario de la Patrona. Por ello, se siente especial devoción por la Virgen del Rosario y se encomienda la cofradía a ella durante la Estación de Penitencia de Jueves Santo.

Fue nombrada Presidenta de Honor de El Prendimiento el 11 de mayo de 2003; la cofradía de Jesús Prendido, participa en los actos conmemorativos de la Coronación Canónica y un buen número de costaleros de El Prendimiento, la portan a hombros en sus dos procesiones.